Más de 1.200 personas mueren tras un terremoto de magnitud 7,2 que azotó Haití

Haitianos piden ayuda médica tras el terremoto 
 

(CNN) — Al menos 1.297 personas han muerto después de que un terremoto de magnitud 7,2 devastó Haití el sábado por la mañana, dijo el domingo a CNN el jefe de Protección Civil de Haití, Jerry Chandler.

Las autoridades también informaron que más de 5.700 personas resultaron heridas después del desastre.

Haití también enfrentaría vientos con fuerza de tormenta debido al paso de la tormenta tropical Grace en los próximos días.

“Me preocupa la tormenta que se avecina, ya que puede complicarnos la situación. Logramos entregar los primeros kits esta tarde en Les Cayes”, afirmó Chandler.

Funcionarios de la agencia de protección civil informaron previamente que el terremoto provocó la destrucción total de 2.868 casas y 5.410 edificaciones sufrieron daños.

La ayuda de República Dominicana a Haití tras el terremoto 3:04

Estado de emergencia
El gobierno de Haití declaró el estado de emergencia luego de que al menos 304 personas fallecieran tras un terremoto de magnitud 7,2 que azotó el país el sábado por la mañana, anunció el primer ministro Ariel Henry en una conferencia de prensa.

Al momento de la declaratoria, más de 1.800 personas habían resultado heridas, informó el servicio de protección civil del país.

«Cuando se trata de necesidades médicas, esta es nuestra mayor urgencia. Hemos comenzado a enviar medicamentos y personal médico a las instalaciones que se ven afectadas», dijo Henry. «Para las personas que necesitan atención especial urgente, hemos evacuado a un cierto número de ellos y evacuaremos a algunos más hoy y mañana».

El estado de emergencia estará en el Departamento Oeste, Departamento Sur, Nippes y Grand’Anse.

Un hospital en la ciudad sureña de Jeremie dijo que está abrumado por pacientes.

«Hay mucha gente entrando, mucha gente», le contó a CNN un administrador del Hopital Saint Antoine. «No tenemos suficientes suministros».

El hospital instaló carpas en su patio, dijo el administrador.

El terremoto se produjo a unos 1 kilómetros al noreste de Saint-Louis-du-Sud y a 10 kilómetros de profundidad, según el Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS).

«Hay informes de daños importantes en viviendas, carreteras e infraestructura», dijo la portavoz de la Cruz Roja Estadounidense Katie Wilkes.


«La información inicial que recibí de Grand’Anse es desgarradora», dijo la primera dama. «Me duele el corazón por los niños, las madres, los ancianos, los discapacitados, mis amigos y todas las víctimas de este terremoto».

«Mis hermanos y hermanas, tenemos que juntar nuestros hombros para unirnos y demostrar nuestra solidaridad. Es nuestra unión lo que constituye nuestra fuerza y ​​resistencia. Ánimo, siempre estaré a su lado», añadió Moïse.

La amenaza de la tormenta Grace para Haití 3:14

Los videos ofrecen una visión de la destrucción
Los videos publicados en las redes sociales ofrecen un vistazo de la destrucción generalizada. Uno de Les Cayes muestra una calle llena de escombros y lo que quedaba de varios edificios. El polvo llenaba el aire.

Un hombre en un video dijo que tuvo suerte de que el edificio en el que se encontraba no se derrumbara, pero sí lo hicieron muchas otras casas de la zona.

«Hay muchos heridos en la calle», afirmó.

Un terremoto de magnitud 7,0 que sacudió Haití el 12 de enero de 2010 dejó entre 220.000 y 300.000 muertos y cientos de miles más heridos. Ese ocurrió a 13 kilómetros de profundidad.

Una réplica de magnitud 5,2 se produjo poco después en la mañana de este sábado a unos 20 kilómetros al oeste-noroeste de Cavaillon, Haití, según el USGS. A esto le siguieron varias más, incluida una réplica de magnitud 5,1 alrededor del mediodía.

Una amenaza de tsunami fue emitida para la región y se quitó más tarde, según el Sistema de Alerta de Tsunamis de EE.UU.

Haití se encuentra en el cono de incertidumbre de la tormenta tropical Grace y puede esperar vientos con fuerza de tormenta tropical y fuertes lluvias que podrían provocar inundaciones repentinas del lunes al martes, indicó la meteoróloga de CNN Haley Brink.

Las fuertes lluvias podrían provocar inundaciones localizadas y deslizamientos de tierra en toda la región, según Brink.

Es probable que se emita una alerta de tormenta tropical para Haití más tarde después de que se emitiera una para República Dominicana, que comparte la isla La Española con Haití.

«Nos preocupa que este terremoto sea una crisis más a la que el país ya afronta, incluido el estancamiento político cada vez mayor después del asesinato del presidente, el covid-19 y la inseguridad alimentaria», dijo Jean-Wickens Merone, portavoz de World Vision, en un comunicado.

El presidente de Haití Jovenel Moïse fue asesinado el 7 de julio.

Merone se encuentra en Port-au-Prince, a unos 257 kilómetros de Saint-Louis-du-Sud, y dijo que el temblor allí duró «más de cinco a diez segundos», y ambos lados de su casa estaban temblando.

El primer ministro evaluará el alcance de los daños
Henry, el primer ministro de Haití, declaró el estado de emergencia el sábado por la noche y llegó a Grand’Anse para evaluar el alcance de los daños.

«Actualmente estoy en el departamento de Grand’Anse para ver el alcance de los daños y coordinar mejor las acciones del gobierno sobre el terreno», dijo Henry en una publicación de Twitter el sábado.

«Se han movilizado recursos desde esta mañana para brindar ayuda y asistencia a las víctimas de este devastador terremoto», agregó.

Henry dijo anteriormente que movilizó al gobierno para evaluar y ayudar.

«Tras el terremoto que causó enormes daños en el sur, Grand’Anse y Nippes, ya he movilizado a todo el equipo de gobierno para adoptar todas las medidas necesarias, con carácter de urgencia», se lee en el tuit.

Henry instó a los haitianos a unirse en solidaridad.

«Ofrezco mi más sentido pésame a los familiares de las víctimas de este violento terremoto que provocó varias pérdidas de vidas humanas y propiedades en varios departamentos geográficos del país», tuiteó Henry.

«Hago un llamado al espíritu de solidaridad y compromiso de todos los haitianos, con el fin de formar un frente común para enfrentar esta dramática situación que estamos viviendo», decía otro tuit.

Otros países ofrecen apoyo
En un comunicado el sábado, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, dijo que estaba «entristecido por el devastador terremoto que ocurrió en Saint-Louis du Sud, Haití, esta mañana».

«Enviamos nuestro más sentido pésame a todos aquellos que perdieron a un ser querido o vieron sus casas y negocios destruidos», dice el comunicado. «Autoricé una respuesta estadounidense inmediata y nombré a la administradora de USAID, Samantha Power, como la funcionaria estadounidense de alto rango para coordinar esta labor».

Power dijo en Twitter el sábado por la noche que autorizó el despliegue de un Equipo de Respuesta de Asistencia para Desastres de USAID en Haití y que coordina con el gobierno haitiano para ayudar al país.

«Las evaluaciones iniciales indican daños y destrucción generalizados. Estados Unidos se está movilizando urgentemente para apoyar al pueblo haitiano», escribió Power.

El sistema de respuesta de emergencia de la Cruz Roja se ha activado y la organización está «identificando necesidades urgentes en el terreno», dijo Wilkes.

Médicos Sin Fronteras (MSF) se prepara para recibir pacientes en el Hospital Tabarre en Puerto Príncipe, dijo el asesor de comunicaciones de MSF, Tim Shenk.

Desde junio, la violencia de las pandillas armadas ha aislado algunas áreas afectadas por el terremoto, lo que convierte las consecuencias en un desafío logístico, dijo a CNN Jacqueline Charles, corresponsal en el Caribe del Miami Herald.

«Este es un país que no tiene acceso a helicópteros, aparte de los que tienen las Naciones Unidas. Así que logísticamente es un gran desafío», dijo Charles a Fredricka Whitfield de CNN.

Varios países latinoamericanos dijeron que se estaban preparando para apoyar a Haití.

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, dijo en Twitter el sábado que se contactaron con las autoridades haitianas y que actualmente se están preparando para enviar ayuda humanitaria. El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, también dijo en Twitter que ordenó a la Coordinación Nacional de Protección Civil y a otros ministerios como Relaciones Exteriores, Marina y Defensa que preparen ayuda «de inmediato».

La Cancillería de Panamá anunció que se preparaba para enviar ayuda humanitaria próximamente y en República Dominicana, el presidente Luis Abinader dijo que le dio instrucciones al canciller de llamar a la contraparte haitiana para «facilitar cualquier ayuda dentro de nuestras posibilidades».

El presidente de Colombia, Iván Duque, informó que la Fuerza Aérea se desplegará en Haití el domingo con un equipo especializado en búsqueda y rescate.

«Serán 18 toneladas de equipos para cumplir su misión: salvar vidas», dijo en un tuit del sábado.

Otros países, incluidos Argentina, Perú, Ecuador y Venezuela, también expresaron su apoyo a Haití.

error: Copy right Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: