488800214956019

FDA advierte conexión de vacuna de Johnson & Johnson con síndrome de Guillain-Barré

El nuevo aviso se incluirá en panfletos que serán entregados a las personas que reciban la monodosis contra el COVID-19.
La mayoría de los casos se registró en hombres, muchos de ellos de 50 años en adelante, y generalmente unas dos semanas después de la vacunación.
La mayoría de los casos se registró en hombres, muchos de ellos de 50 años en adelante, y generalmente unas dos semanas después de la vacunación.

(Agencia EFE)

The Associated Press

Washington–Los reguladores estadounidenses añadieron el lunes una nueva advertencia a la vacuna contra el COVID-19 desarrollada por Johnson & Johnson debido a su conexión con una rara pero potencialmente peligrosa reacción neurológica, aunque señalaron que de momento no está totalmente claro que la vacuna haya causado el problema.

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) anunció la nueva advertencia, mencionando los informes sobre el síndrome de Guillain-Barré, un trastorno del sistema inmunitario que puede causar debilidad muscular y ocasionalmente parálisis. Las autoridades de salud señalaron que el efecto secundario es un “pequeño riesgo posible” para quienes reciben la vacuna.

La medida se tomó después de que la FDA y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) revisaron los reportes de unas 100 personas que desarrollaron dicho síndrome luego de recibir la vacuna de dosis única. Casi todos fueron hospitalizados y una persona falleció, añadió la FDA.

El síndrome de Guillain-Barré se presenta cuando el sistema inmunitario del organismo ataca por error algunas de sus células nerviosas, causando debilidad muscular y en ocasiones parálisis, que por lo general es temporal. Una cantidad estimada de 3,000 a 6,000 personas presentan el síndrome al año, de acuerdo con los CDC.

El número de casos reportados que están vinculados con la vacuna de Johnson & Johnson representa una minúscula fracción de los casi 13 millones de estadounidenses que han recibido la inyección. La mayoría de los casos se registró en hombres, muchos de ellos de 50 años en adelante, y generalmente unas dos semanas después de la vacunación.

Johnson & Johnson dijo en un comunicado que ha estado discutiendo los reportes con la FDA y otros reguladores sanitarios de distintas partes del mundo.

Los CDC señalaron que pedirá a su panel de expertos externos en vacunas que revise el asunto en la próxima reunión.

El gobierno dijo que las vacunas más utilizadas en Estados Unidos, desarrolladas por Pfizer y Moderna, no muestran ningún riesgo de provocar el trastorno después de que se han administrado más de 320 millones de dosis.

La nueva advertencia será incluida en panfletos que serán entregados a las personas que reciban la vacuna de Johnson & Johnson. La gente debe buscar atención médica si presenta algún síntoma, como sensación de hormigueo, problemas para caminar y visión doble, dijo la FDA.

//vooshagy.net/4/4051564
error: Copy right Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: